5 datos que debes conocer antes de comprar una casa o un auto

Por Aahil Hussain

Comprar una casa o un auto puede ser una experiencia abrumadora.​​​​​​​ Ni que hablar de todas las posibles opciones de compra, el papeleo, el trato con los agentes, la negociación, etc. que también puede ser bastante agobiantes. En este artículo, mencionaremos las cinco sugerencias más importantes para que puedas comprar la casa de tus sueños o tu futuro auto con tranquilidad.

Comenzaremos con la compra de un automóvil. ¿Cuáles son los datos básicos que deberías saber? En primer lugar, ¿cuál es tu puntaje crediticio? Será un factor importante y, en algunos casos, determinará si puedes adquirir el auto o no.

¿Cómo puedes verificar tu puntaje crediticio? Cada 12 meses, puedes acceder a una verificación de puntaje crediticio gratuita de las tres compañías principales de puntaje crediticio. Para ello, visita www.annualcreditreport.com. Esto te ayudará a saber cómo proceder a la hora de elegir el auto, cómo negociar en el concesionario y cómo te comparas con el comprador promedio. Imagina que las concesionarias averiguan que tienes un puntaje crediticio altísimo. En ese caso, puedes negociar los mejores acuerdos y acceder a cualquier auto con relativa facilidad. Por el contrario, si tienes un bajo nivel crediticio, los pagos de intereses a menudo serán altos, y podrían rechazarte con solo mirar tu número.

Otra cosa que deberías saber desde un principio es cuál es tu presupuesto y cuáles son tus opciones de financiación. Muchas personas se toman el trabajo de ir a la concesionaria y ver los precios promocionados, calcular cuánto pueden ofrecer como pago anticipado y qué tipo de pagos mensuales desean obtener. Hacer esto de antemano puede ayudarte a preparar tus finanzas, determinar cuánto puedes gastar y manejar tus expectativas al elegir el auto. Muchas personas adquieren vehículos que están fuera de su rango de precios, lo que puede arruinar fácilmente su crédito y generar más estrés sobre otras responsabilidades monetarias.

Otro factor fundamental al que debes prestarle atención es el precio al que otros concesionarios están vendiendo sus vehículos. A menudo, los concesionarios tienen precios diferentes para los mismos autos. Esto se debe a que son vendedores externos y no ofrecen el precio preestablecido por el fabricante del auto. Procura visitar 5 o más concesionarios, y analiza cuál tiene el precio más bajo. Habla con sus agentes y averigua cuál es la oferta más baja que pueden hacerte durante las primeras conversaciones. Luego, con esos datos, puedes incorporar tu información de crédito y analizar cuáles son tus planes de financiación para los próximos 12-36 meses en función de cómo elijas pagar.

Al comprar un vehículo usado, una de las principales cosas que debes verificar es el informe Carfax. Ya sea que se lo compres a otra persona o a un concesionario, siempre debes pedir ver el historial de registro del vehículo. Hacerlo te ayudará a definir cómo negociar el precio del auto, y si vale la pena adquirirlo o no.

Por último, otro de los consejos fundamentales que debes conocer antes de comprar tu auto es uno bastante simple. Prueba el auto. Parece un consejo básico. Sin embargo, es sumamente importante que conduzcas el auto que planeas comprar. Hay mucha información acerca del auto que puedes comprender desde el asiento del conductor. Cuán balanceado está el vehículo, si el motor es silencioso, si el auto en sí mismo se sacude o hace ruidos extraños al llegar a cierta velocidad, cómo son los frenos, y muchísimo más. Sin embargo, estos cinco consejos te permitirán saber todo lo que necesitas del auto que quieres comprar, planificar la adquisición y, por sobre todas las cosas, ¡hacer una buena primera compra!

Ahora hablaremos sobre otra primera compra importante: tu casa. Comprar una vivienda suele ser mucho más costoso y mucho más estresante que comprar un auto. Con montones de papeleo, tratar con los vecinos y con la HOA, los honorarios de los agentes, los impuestos sobre la propiedad y muchos otros pormenores, comprar una casa puede ser un verdadero dolor de cabeza. Por eso, te ofreceremos algunos consejos fundamentales para que comiences a vivir el "sueño americano".

Primero lo primero: busca un agente inmobiliario de confianza. Esto debería ser una prioridad porque, en función de cómo esté el mercado, la inversión que realizarás podría terminar desvalorizándose muchísimo. Hablar con agentes inmobiliarios de confianza puede ayudarte a determinar cuándo comprar tu casa. Además, contratar a un agente te garantizará que esa persona trabaje para ti más que para el vendedor. Tener un agente inmobiliario que conozca los pormenores de la industria permitirá que tu experiencia de compra se desarrolle sin ningún problema y con mayor tranquilidad.

El próximo punto de la lista es entender dónde quieres pasar tu futuro. Parece extraño, pero comprender tu futuro —por ejemplo, si tendrás hijos o cambiarás de empleo— puede ayudar a prepararte para circunstancias inciertas. Ten siempre presente esos factores al comprar una casa. Si finalmente te mudas de tu primera casa, es posible que no hayas saldado ninguna parte del valor líquido debido a tu hipoteca. Esto puede hacer que la compra de una nueva casa sea mucho más difícil. A menos que te veas viviendo en tu primera casa por un período bastante prolongado, sigue buscando una opción más razonable.

El tercer consejo es que debes analizar tus deudas actuales. Aproximadamente 1 de cada 8 personas en los EE. UU. está luchando con préstamos estudiantiles. Es posible que no tengas préstamos estudiantiles, pero quizás estás pagando un auto, un seguro médico u otros planes de pago grandes o pequeños de forma simultánea. Analiza tus finanzas y asegúrate de que puedes hacer frente a una hipoteca antes de perseguir el "sueño americano". A menudo, los bancos embargan las casas de las personas por falta de pago o por tener demasiados pagos atrasados. Además, antes de comprar una casa, es inteligente tener un fondo para emergencias que puedas usar si pierdes tu empleo o se desata una crisis en el mercado inmobiliario. Planificar para el futuro es lo mejor que puedes hacer al comprar tu primera casa.

Según la lista anterior, lo siguiente que deberías hacer es verificar tu puntaje crediticio. Como sucede a la hora de comprar un auto, tu puntaje crediticio es igual de valioso —o más— debido a la diferencia de precios entre los dos activos. Encontrar prestamistas hipotecarios que te ofrezcan préstamos sin tener un buen puntaje crediticio puede ser todo un desafío. Las casas son mucho más costosas, lo que genera un escrutinio exhaustivo de los puntajes de crédito además de tus declaraciones de ingresos y tus pagos actuales de otros artículos y activos varios.

Por último, no te encariñes demasiado con tu lista de cosas imprescindibles al comprar una casa. A medida que acotas tu búsqueda con tu lista, todo se vuelve más difícil y mucho más costoso relativamente rápido. Mantén la mente abierta y recuerda que puedes hacer cambios cosméticos a futuro. Por ejemplo, siempre podrás modificar una casa sin garaje adosado más adelante.

Al comprar tu primera casa, selecciona solo dos o tres cosas absolutamente imprescindibles, ya que es una estrategia más realista para el rango de precios de la mayoría de las personas. Probablemente esta no sea tu última casa, así que no te estreses demasiado por cosas pequeñas como sus características estéticas. La mayoría de las personas encuentra la casa de sus sueños mucho más adelante, y en el peor de los casos, siempre puedes esperar hasta encontrar la casa que reúna todos tus requisitos. Afortunadamente, esta lista puede ayudarte a la hora de comprar un vehículo o una casa, ¡y acercarte un poco más al "sueño americano"!

Empecemos a ahorrar

Comienza en línea

"Necesito cobertura ya, ¿puede ser así de fácil?"

La respuesta es sí. Al usar el sencillo portal en línea de
A-MAX, los clientes pueden obtener una cotización y encontrar su cobertura ideal en pocos minutos. ¡Es tan fácil como contar hasta 3!

Chatea con un agente de A-MAX

Si las opciones son demasiadas, conéctate con un agente local en vivo. Trabajaremos para conocerte y conocer tu historia. Además, te guiaremos durante el proceso de comparación de más de 35 compañías de seguro diferentes y te recomendaremos tres cotizaciones
ideales para ti.